El gecko gigante de Nueva Caledonia (Rhacodactylus lechianus) es una especie que está poco a poco llamando la atención entre los aficionados a mantener en sus hogares reptiles de tamaño medio. Estos geckos procedentes de distintas islas de la Melanesia son animales de hábitos principalmente nocturnos que destacan por su cuerpo rechoncho y de aspecto rugoso que puede superar los 30cm de largo y también por sus llamativos ojos claros que contrastan con las coloraciones pardas, verdosas o incluso grises de su piel. Estos animales pasan su vida en las ramas altas de los árboles donde se alimentan de insectos, frutas maduras y en ocasiones también de néctar.

Rhacodactylus lechianus-principal 2

 

Esta especie de gecko puede mantenerse con relativa facilidad en cautividad llegando a superar los 20 años de edad en condiciones adecuadas. Son unos reptiles muy tranquilos y dóciles al manipularnos y como curiosidad destaca el hecho de que a diferencia que sus parientes los geckos crestados, los Lechianus si son capaces de regenerar su cola en caso de perderla.

Alimentación

Como hemos dicho estos geckos siguen en libertad una dieta bastante variada, la cual, sin embargo no nos costará mucho emular al mantenerlos en nuestros hogares. Con respecto a los insectos podemos ofrecer una amplia gama como son las langostas, los grillos, las blápticas y distintas larvas como las zophobas o los gusanos de seda. Y en cuanto a frutas podemos dividir su dieta en dos partes, las papillas preparadas, que contienen distintos tipos de frutas y que aceptan de buen grado y las frutas maduras, que podemos ofrecer troceadas en un tamaño adecuado, siendo sus preferidas el plátano, el mango, el melocotón o la papaya.

Rhacodactylus lechianus-alimentación

En sus primeras etapas de vida se les deberá alimentar a diario asegurando un constante aporte de calcio para evitar malformaciones y otras enfermedades asociadas a su déficit. Al llegar a la edad adulta pasaremos a alimentarlos tres veces en semana completando sus alimentos con calcio y vitaminas al menos una vez en la semana. En cuanto al aporte de agua siempre es bueno situar algún recipiente a media altura en el terrario, sin embargo estos geckos suelen mostrar predilección por beber de las gotas que quedan sobre la vegetación y las paredes del terrario tras las pulverizaciones.

Condiciones ambientales del terrario

Tratándose el Lechianus de un reptil bastante corpulento tenemos que tener en cuenta a la hora de buscar su alojamiento que el terrario en el que los situemos debe presentar unas medidas mínimas que aseguren su comodidad lo cual desembocará en un comportamiento natural y un estado de salud óptimo. Por ello para mantener a un único ejemplar sería necesario un terrario con unas medidas de al menos 50x50x80cm (largo, ancho alto) y en caso de mantener a una pareja las medidas pasarían a ser de 60x60x120 (largo, ancho, alto). La estructura interna del terrario debe estar compuesta por numerosas ramas, salientes y troncos por los que los geckos puedan trepar. Además es necesario ofrecerles también algunos refugios en zonas altas para lo cual puede ayudarnos incluir vegetación en el terrario ya que plantas como helechos, potos o amarantas generarán zonas sombrías donde nuestro gecko se sentirá más protegido. El sustrato puede estar compuesto por fibra de coco que nos ayudará a mantener la humedad y podemos también añadir distintos musgos para conseguir un acabado más estético.

Rhacodactylus lechianus-terrario

Las temperaturas de su hábitat natural son bastante suaves con lo cual para que nuestro gecko se sienta lo mejor posible deberemos recrear unas temperaturas de 24-26ºC durante el día con una bajada hasta los 18ºC en la noche. En cuanto a la humedad deberemos alcanzar el 70% aproximadamente lo cual conseguiremos con pulverizaciones diarias o un sistema de lluvia. Finalmente con respecto a la iluminación sería de esperar que no necesitasen luz UVB al ser reptiles nocturnos, sin embargo para esta especie es bastante beneficioso aportar una fuente de luz UVB que ayudará a mantener un buen estado de salud.

Reproducción

Los reproducción de estos reptiles en cautividad era un aspecto del que poco se conocía, sin embargo en los últimos años han sido muchos los aficionados que han conseguido la cría con éxito. Para llevarla a cabo en primer lugar deberemos estar seguros de que tenemos una pareja apta para la reproducción ya que estos geckos no alcanzan la madurez sexual hasta los tres o incluso a veces cinco años de vida. En caso de que nuestra pareja cumpla con la edad necesaria les someteremos primero a proceso de enfriamiento progresivo durante varios meses hasta alcanzar los 16ºC, tras lo cual volveremos a sus parámetros normales, generando las condiciones idóneas para la cópula.

Rhacodactylus lechianus -cópula

Como es habitual en muchas especies durante la cópula el macho se aferrará al cuello de la hembra para asegurar el acoplamiento proceso que puede durar unos minutos. Una vez la hembra es fecundada pasarán unas siete semanas aproximadamente hasta la puesta de los huevos. Deberemos colocar en el terrario un recipiente con vermiculita donde ella enterrará la puesta que suele estar formada por dos huevos únicamente.

Una vez realizada la puesta retiraremos el recipiente para incubarlos a una temperatura de 27ºC durante aproximadamente 60 días, tras los cuales nacerán las pequeñas crías.

Rhacodactylus lechianus-cría

Un dato curioso es que esta especie es capaz de reproducirse por partenogénesis, es decir, la hembra puede poner huevos sin haber sido fecundada de los cuales nacerán hembras que serán clones de su madre. Esta característica evolutiva es fruto de las condiciones de vida de estos animales, al vivir en islas de reducido tamaño era posible que la población fuera diezmada por diversas causas y de esta manera se asegura la supervivencia de la especie sin necesidad de encontrarse con otros individuos. En cautividad es difícil que tenga lugar este tipo de reproducción sin embargo tenemos constancia de un criador en España que ha podido contemplar este proceso en uno de sus ejemplares.

Imágenes tomadas de:

reptiletalk.net; austinreptileconnection.com; geckosunlimited.com; reptileforums.co.uk; reptilesmagazine.com; Ariel cudia vía youtube.com